De las 3 Erres a la Economía Circular



Hemos visto que a través de los años, diferentes sociedades a nivel mundial que se han interesado por el dar un nuevo uso a las cosas o bienes que de alguna manera ya no se pueden utilizar

para un proceso productivo o de manera particular para uso personal, recordemos a los japoneses con el uso del papel o en la actualidad a las empresas refresqueras reutilizando sus

envases y así, podemos seguir dando ejemplos de como cada día la gente en general esta más interesada en solventar el buen uso de las cosas para un bien mejor.


Con el pasar del tiempo, las naciones se han organizado para buscar la forma de tener menos vertederos de basura al reciclarla y dar un segundo uso o tercer uso a lo que todos llamamos

basura. Por otro lado, ya nos encontramos que la industria de la moda ha empezado a modificar sus modelos de negocio para utilizar menos materias primas y con esto utilizar menos agua;

también hay empresas que están buscando la manera de ya no contaminar con tanto CO2 y se ha iniciado con muy buenos resultados el utilizar el hidrógeno para uso industrial y se siguen

haciendo estudios para hacerlo más comercial.


Como podemos observar el inicio de las 3 erres no solamente nos ha mostrado que podemos dar un segundo uso a materias primas o productos terminados para mejorar el ambiente y ser

más responsables con nuestro planeta, y con ello, se presentan grandes oportunidades para hacer o iniciar excelentes proyectos de negocio.


Hablemos un poco de lo que es la economía circular, como bien lo comentan los creadores de este concepto, “una economía circular es un ciclo de desarrollo continuo que preserva y

aumenta el capital natural, optimiza los rendimientos de los recursos y minimiza los riesgos del sistema”, sin embargo, se debe cumplir con ciertos principios para que alcance el modelo

completo. Como, por ejemplo: la reducción de insumos y menor utilización de recursos naturales, reducción de emisiones, mantener el valor de productos, componentes y materiales en la

economía, entre otros.


Los modelos de negocios pueden ser varios y entre ellos está el de la segunda vida de materiales y productos. Este funciona

cuando una empresa o comunidad puede recuperar y re-acondicionar de manera eficiente, los productos después de su

uso, y entonces poner los mismos productos en el mercado para iniciar el ciclo de rotación de mercado en una segunda o tercera etapa.


Por ejemplo, nos encontramos con el modelo de negocio llamado Swapping circle, este modelo de negocio puede ser tan grande como tu imaginación y recursos quieras utilizar, puede iniciar

desde hacer una limpieza en tu guardarropa y sacar toda aquella prenda de vestir que ya no desees utilizar y posteriormente venderla o cambiarla entre tus amistades o crecer en el modelo e

iniciar un proyecto de venta e intercambio de prendas de vestir.


Con este proceso cumplimos con la prolongación del tiempo de vida útil de productos que es un elemento importante en la economía circular, reutilizar las prendas de vestir y por supuesto

todos aquellos accesorios que van acompañados de un buen estilo. Claro que es muy importante que todos los componentes estén en perfectas condiciones y si se requiere de alguna reparación que sea mínima.


Todo este proyecto debe de ir acompañado de una buena estrategia de Marketing donde se resalten los principios esenciales de la economía circular, el de recaudación, reciclado y

por último el de reutilización. Como todo modelo de negocio se deben de seguir algunos pasos para poder cumplir con el objetivo principal y para ello necesitamos identificar cual va a ser nuestro diseño de producto, estar muy atentos en el cumplimiento de los aspectos ambientales, ya que dentro del plan debemos de asignar un tiempo en seleccionar, separar y clasificar toda las

prendas y sus complementos, donde no todo nos va a servir para cambiar o vender, seguramente van a salir prendas que se tendrán que donar a otros sectores sociales y si no se puede

reutilizar, tener que mandar a los vertederos lo que realmente no se pueda reutilizar.


Estar muy atentos en la apertura de nuevas ideas para que nuestro proyecto llegue cada día a más comunidades o segmentos poblacionales. Es fundamental cuidar los detalles y

desarrollar los procesos adecuados para que las prendas estén en las mejores condiciones para su uso y, al final del proyecto, debemos de hacer el plan de acción de apertura buscando los

resultados que todo inversionista espera.


No se nos olvide, ya que no es menos importante la integración del equipo de trabajo; de acuerdo con el modelo de negocio establecido se va a requerir de diferentes capacidades en el

personal que integre el equipo, desde las personas que van a seleccionar las prendas, pasando por reparadores, vendedores de piso, administradores, etc.


Al abrir el local comercial donde se van a exhibir las prendas es muy importante que le des un ambiente que llame la atención e invite a los clientes a entrar y sentir la emoción de disfrutar el

participar en la compra de las prendas de vestir.


En otras partes del mundo sobre todo en Europa existen varios modelos de negocio que están enfocados a este sector a lo que la población está muy acostumbrada a entrar y comprar o

intercambiar sus prendas de vestir.


Si requieres ser partícipe de entrar al movimiento de la economía circular inicia por revisar tu guardarropa, separar las prendas que aun se puedan reutilizar y ponte en contacto con nosotros para que vuelvas a estrenar, ya que puedes encontrar prendas de marcas reconocidas a muy buen precio o intercambiarlas de acuerdo con las políticas establecidas.


Recuerda que las estrategias están en no fijar la atención en el producto, sino en la función que satisface el participar dentro de una economía circular.


Te mando un Abrazo

Frando Perna

Noodo Norte

Centro de Negocios.


Visita Swapping Circle en Monterrey, N.L.

9 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo